TORRE AGBAR Eficiencia energética en un edificio de concreto

Por

Eduardo de J. Vidaud Quintana (Ingeniero Civil/Maestría en Ingeniería)

Ingrid N. Vidaud Quintana (Ingeniero Civil/Doctorado en Ciencias)

torre_agbar_wide

Cuando en 2011, la Comisión Europea designó a la Torre Agbar (acrónimo de Aguas de Barcelona) con el título de “Edificio verde”; un nuevo hito resplandecía en el argumento de las construcciones inteligentes.

En el marco constitucional de la Unión Europea fue distinguida la torre; mayormente por dos atractivas cualidades, que entonces revolucionaban a los proyectos tradicionales: en principio por su eficiencia energética, así como también por las reducidas emisiones de CO2 a la atmósfera, si este se compara con edificios de similares características.

A pesar de su controvertido diseño, la Torre Agbar es no solo un ícono de la ingeniería y la arquitectura de la ciudad de Barcelona; sino también un ejemplo más de lo que en la actualidad se conoce como edificio inteligente, además de constituir un atractivo turístico a nivel mundial. No fueron pocos los detractores, que entre ciudadanos y expertos criticaron su construcción; por características que rompían, lo que para ellos era el entorno arquitectónico tradicional de la capital de Cataluña.

torre_agbar-2Imponente y desafiante, fue inaugurada oficialmente el 16 de septiembre de 2005 por los reyes de España, convirtiéndose en su momento en el tercer rascacielos más alto de Barcelona. Erigida en la confluencia de la avenida Diagonal y la calle Badajoz, junto a la plaza de las Glorias (Fotografía # 1), engalana la torre el cielo de la ciudad catalana; con 34 niveles sobre el nivel de la calle (141.5 m) y 4 plantas subterráneas,hasta completar los 145 metros de altura.

Su peculiar forma cilíndrica y la variada gama de colores que desprende a lo largo del día ((Foto # 2)), son dos de las cualidades que envuelven a la emblemática torre catalana, en un proyecto arquitectónico singular, cualidades que motivaron las controversias iniciales.

Con un coste de 130 millones de euros, posee el edificio poco más de 50 mil m2 de superficie, de los que aproximadamente 30 mil m2 son de oficinas; el resto son espacios destinados a otros servicios entre los que destacan: plantas para instalaciones técnicas, auditorio, salas polivalentes, cafetería, estacionamientos y la sede corporativa en la torre, el Grupo Multinacional Agbar, propietario del edificio.

El diseño de la Torre Agbar corrió a cargo del eminente arquitecto francés Jean Nouvel, “Premio Pritzker” 2008, en colaboración con la firma b720 Arquitectos; con una fuerte influencia de algunos de los más representativos símbolos de la cultura catalana. En este aspecto sobresale la inspiración en la obra de Antonio Gaudí, el eminente arquitecto catalán.

Ha explicado Nouvel que la Torre Agbar se aleja de la entonces predominante concepción norteamericana de un rascacielos en forma de paralepípedo. El proyecto partede la idea inicial de una torre que emerge del suelo en una forma especial: como un geiser que brota desde el fondo del mar. Ideal para cumplir con uno de los propósitos del edificio, que sería albergar la sede de la compañía Agbar.

tecnologia

 

 

 

 

 

La construcción de la Torre Agbar estuvo a cargo de la empresa Dragados y se extendió por aproximadamente 6 años (Fig. 1); a partir de que a mediados de 1999 comenzaran las acciones para el acondicionamiento del sitio de emplazamiento. Afirman numerosas fuentes que en los trabajos de construcción de la torre participaron cerca de 1200 profesionales y operarios, consumiéndose un total de 25 mil m3 de concreto y cerca de 250 mil kilogramos de acero.

En la construcción se emplearon entonces materiales muy diversos, entre los que sobresalen además del acero y el concreto, el aluminio y el vidrio. La estructura a base de concreto fue revestida con chapas lacadas de aluminio de diferentes coloresy lamas de vidrio de 120 x 30 cm, con distintas inclinaciones y opacidades; cubriendoun total aproximado de 16 mil m2 de la superficie exterior del edificio. La integración delas chapas y lamas son las que ofrecen las distintas tonalidades que pueden advertirseen la torre, en función del momento del día y de la estación del año.

La forma y estructura del edificio ofrecen parte de su singularidad. Se trata de una planta de forma casi elíptica, cuyos ejes principales miden 39.4 y 35.4 m. La torre exhibede forma general un cuerpo cilíndrico que se cierra sobre sí mismo en la parte final, con una cúpula de acero y cristal (con 26 meridianos y 19 paralelos) que le confiere al edificio la insólita forma de una “bala” (Fig. 2 y 3).

tecnologia2 tecnologia3

Como puede advertirse de la planta, la torre se conformó a base de dos cilindros ovales no concéntricos de concreto, de forma tal que uno cubre totalmente al otro. En el cilindro exterior se ubican las aberturas y/o ventanas dispuestas de una manera aparentemente aleatoria; mientras que en el interior se encuentran los 8 elevadores, las escaleras y otras instalaciones.

En principio, la estructura de la torre se sustenta en dos tipologías estructurales diferentes. La estructura de la zona soterrada a base de losas y columnas de concreto armado, y la estructura superior de la torre; cuya solución no se adscribe a ninguna tipología convencional.

Ambos cilindros que componen la estructura son de concreto armado con resistencia a la compresión de 35 MPa. El exterior cubre desde la cota de la rasante hasta los 110 metros (planta 26), zona en que las losas se apoyan entre los dos cilindros (interior y exterior); a partir de este nivel, las losas se apoyan en el cilindro interior y en voladizo, sin contacto con el cilindro exterior; zona en que discurren los 5 últimos niveles de la construcción. El cilindro interior asciende hasta los 132 metros, y la cúpula de acero y vidrio cierra el edificio.

El muro del cilindro exterior tiene una singularidad y es que debió ser diseñado según una retícula teórica para garantizar las aberturas que establecía el proyecto. El módulo de dimensiones aproximadas de 92.5 x 92.5 cm, cubre toda la fachada y en él se disponen las aberturas; lo que obligó a que se proyectara un gran muro de carga armado “in situ” y que se desplanta desde la cimentación; este muro, dada sus caracterices de geometría y las aberturas que tiene (flujo de esfuerzos hacia la cimentación), no se puede considerar como un entramado, sino como el “muro de carga” antes referido.

El sistema de piso contenido en el núcleo (círculo interior) se construyó a base de una losa de concreto armado de 20.0 cm de peralte. Asimismo, la parte del piso queva del núcleo hasta el círculo exterior se cubre con un sistema mixto de vigas de acero y lámina acanalada de 6.0 cm de peralte, que posteriormente se completa con una capa de concreto colada en “in situ” de 5.0 cm de espesor (“losacero”).

Las vigas de acero se van colocando y orientando de manera que su claro sea el menor posible; siempre guardando una distancia entre sus ejes de 3 m y, admitiendo dos direcciones en la orientación de las vigas: las paralelas a los ejes principales de la elipse que forma el muro exterior.

Asimismo, también la iluminación es controlada mediante un sistema informático, que las regula automáticamente en función de si un determinado espacio está siendo ocupado o no. Además, parte de las casi 60,000 lamas que recubren la fachada exterior poseen placas fotovoltaicas que acumulan la energía solar que posteriormente es empleada para autoabastecer las necesidades de la torre.

ver artículo original

http://www.revistacyt.com.mx/pdf/mayo2015/tecnologia.pdf

This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.